jueves, 28 de mayo de 2009

Cosas de madres.

Mi hija mayor está haciendo las practicas de la universidad y ha conseguido trabajo, la han hecho indefinida, ya tiene un empleo de adulto, ya no es mi niña…

Cuando nació, yo era más niña que ella, era mi juguete, me gustaba olerla, y tenerla en brazos, cuando me acostaba, a su carita y la mía solo las separaban los barrotes de la cuna, a veces despertaba y encontraba sus ojos como platos mirándome.. le agarraba la mano y volvía a dormir..la tenía en brazos todo el día, no quería que le faltara nunca un abrazo, una caricia.

Crecimos juntas, aprendí a ser madre con ella, aprendí a ser paciente, aprendí a querer sin más.
Hoy es una mujer encantadora, guapa, cariñosa y muy inteligente…
No es pasión de madre .. o sí

Llevo unos días un poco melancólica, será este dolor de riñón que me está matando ..
Creo que me tomaré una copita de licor café antes de empezar el día, como en los pueblos, para entonar ..



8 comentarios:

juan dijo...

Algo he oido,me han contado y porque no,algo he leido y vivido en esta vida,tambien alguna experiencia he tenido... pero te aseguro que nada como lo cuentas tu,que dulces son tus palabras llenan de emocion mis ojos que inundados en lagrimas te escribo estas palabras,me gusta lo que dices como lo escribes y lo bien que lo cuentas.
No es amor de madre, tu eres asi cariñosa,entregada,apasionada, luchadora,buena... sabes... tu solo recoges el fruto de lo que has sembrado con todo el esfuerzo empeño y cariño que le pones a la vida.
Un beso,gracias por tus palabras y no cambies,tienes mucho que hacer aqui y mas alegrias por recibir porque sigues sembrando.

Carlos dijo...

Amor de madre,

los muchachos nos hacemos mayores y, aparte de hacer sentir orgullosos a nuestros padres, les dispensamos con problemas y quebraderos de cabeza.

Las cosas son así...

Mar dijo...

Que penita me da leer lo que has puesto, unos recuerdo muy dulces y bonitos, yo tengo tres, dos niños y una niña y recuerdo esas cosas sobre todo del mayor que tiene 8 y me da mucha melancolía... cuando sea un hombre seguro que me da aún más...
Enhorabuena a tu hija por conseguir ese trabajo con lo mal que está la cosa

Leola dijo...

¡Qué dulce! Hay muy muy poquitas cosas en la vida parecidas al dulce nexo (cuando es bueno) entre una madre y un hijo.
Supongo que es normal que te pongas un poquito melancólica viendo como crece tu niña, pero todo lo que cuentas es bueno, ella está bien, la vida le sonríe...
Felicidades.
Un beso.

Zentolo dijo...

Nos sigues tocando la fibra sensible. Es pasión de madre, pero... ¿qué hay más maravilloso en la vida que éso?
Estoy con Juan en todo lo que te ha dicho. Tu eres así, tal cual te describe él. Sólo añadir a su comentario que, además de sembrar, eres muy generosa: repartes amor y felicidad allá donde vas...

mamen dijo...

Montse, ¿y porque crees que tu hija es asi como es, de buena, cariñosa, responsable y todo lo demas? pues porque cuando tu abrias los ojos ella te estaba mirando, porque tu cogias su mano y se dormia otra vez, y por tantas pequeñas cosas del dia a dia, que nos unen a nuestros hijos, eso se llama AMOR, asi con mayuscula y los hijos son el reflejo de lo que han mamado desde pequeños, los niños maltratados, seran por desgracia, maltratadores, y los niños queridos, daran amor, es asi,(en la mayoria de los casos) y como tu eres un cielo, pues tienes en casa, una estrella, besos

mamen dijo...

Montse, y siempre sera tu niña, cuando mi madre nos veia venir a mi hermana o a mi, decia, ya esta aqui mi niña, y yo ya era jubilada, y si tengo que hablar de mis niños, no acabo, asi que adiooos

Anónimo dijo...

Supongo que será muy duro dejar volar a los hijos, verlos crecer, que ya no te necesiten como cuando eran peques, que establezcan sus propias casas, sus propias prioridades... pero y lo orgullosa que estás de tu hija y he de decir, que no es verborrea de madre babeante, que tu hija vale muchisimo y que es quien es porque tambien tiene una madre muy valiosa, muy valiente, muy humana.
Un beso
Ana P.